academia de ingles precios

¡Empieza a construir tu futuro!

Disfruta con información más actual

Inglés virtual Vs. presencial: Tiempo y espacio

Actualizado: mar 13


Aprender inglés de manera virtual se ha popularizado gracias a algunas plataformas digitales y al avance de la tecnología, convirtiéndose en una posibilidad llamativa para muchas personas. Por su parte, la clases presenciales siguen siendo un enfoque fuerte que es buscado por millones de aprendices. De este modo y, teniendo en cuenta el escenario actual, es necesario conocer las ventajas y desventajas de cada una de estas modalidades para poder tomar una decisión a la hora de escoger la mejor manera para aprender inglés. Es así como se pretende responder a la pregunta: ¿Es mejor aprender inglés de manera virtual o presencial?


Las principales y más llamativas cualidades de la metodología virtual son el tiempo y el espacio. En primera instancia, los estudiantes tienen la posibilidad de aprender en cualquier momento y tener acceso a su curso de inglés con tan solo disponer de acceso a internet. De este modo, los aprendices no tienen que modificar sus rutinas para asistir a sus clases, simplemente, con el tiempo libre que cuentan, pueden avanzar en su estudio. En la actualidad, esta es una característica muy valorada, pues el tiempo es uno de los principales activos de las personas hoy en día. Sin embargo, esta aparente ventaja tiene un lado negativo que, al no ser manejada de la manera correcta, puede arruinar por completo el proceso de aprendizaje.


Cuando se habla de educación es importante entender que el tiempo invertido a tal fin es determinante. Por tal motivo, las horas dedicadas deben ser de calidad y pensadas exclusivamente para alcanzar los objetivos planteados. Es así como, se presentan dificultades cuando se vende la idea errónea de que es posible aprender un idioma solamente dedicando ratos libres, algunos minutos al día o incluso mientras se realizan otras actividades. Esto no puede estar más lejos de la realidad, para poder avanzar se debe garantizar que no hayan interrupciones mientras se estudia, por esto se deben tener horarios establecidos dentro de una agenda para estar seguros de que se le va a brindar toda relevancia necesaria al aprendizaje del inglés. De no ser así, las constantes interrupciones, el poco tiempo invertido y la falta de planeación arruinarán todo el proceso y se terminará por acabar la motivación del estudiante.



En contraste, las clases presenciales tienen determinado de antemano el tiempo que se le debe invertir a la educación, lo cual elimina, desde el primer momento, los inconvenientes presentados con la metodología virtual, garantizando que el tiempo dedicado sea el necesario, de calidad y sin interrupciones. Sin embargo, la rigidez horaria de algunas academias afecta la posibilidad de estudio para las personas de hoy, dado que no todas se pueden acoplar a los horarios ofrecidos por estos centros. No obstante, en la actualidad existen institutos especializados que brindan la posibilidad de horarios verdaderamente flexibles y programables según las necesidades de cada estudiante. De este modo, se puede tener la ventaja de la flexibilidad y la seguridad de invertir tiempo de calidad en el aprendizaje.


Por otro lado, el espacio es considerado uno de los más grandes atractivos del aprendizaje virtual, porque cualquier lugar puede llegar a ser un aula de clase, solo se necesita el computador o celular e internet. De esta manera, se evitan desplazamientos a un lugar específico, ahorrando tiempo y evitando el tráfico pesado que caracteriza a la mayoría de las ciudades. Sin embargo, es necesario resaltar la importancia del espacio como una herramienta pedagógica importante en el proceso de aprendizaje. Cuando el espacio no es adecuado, este proceso se ve afectado. De esta manera, el estudiante, que aprende inglés de manera virtual, puede hacerlo en una oficina con ruido, en una casa con distracciones, en un bus con incomodidad o en cualquier lugar que no brinde las condiciones necesarias para generar un ambiente propicio para la concentración y la producción.


En las instituciones que brindan clases presenciales, el espacio es brindado de antemano por el prestador del servicio, lo que aumenta en mucho la probabilidad de lograr un buen ambiente. Sin embargo, existen centros que no cuentan con buenos recursos, pues sus instalaciones son anticuadas y obsoletas y no están diseñadas para atender las necesidades de sus usuarios. Por este motivo, es importante, antes de elegir una institución, visitarla y corroborar que cuente con instalaciones modernas, cómodas y adecuadas para alcanzar el objetivo para el cual fueron diseñadas.


Es cierto que la variante del tiempo y el espacio pueden ser bien llevadas por el estudiante de inglés virtual, pero el problema radica en que esto requiere unas estrategias metacognitivas que no todos los aprendices poseen. De esta forma, resulta riesgoso dejar los parámetros de tiempo y espacio totalmente a la responsabilidad del estudiante, sin que la entidad prestadora del servicio pueda controlar estas variables tan determinantes en el proceso de aprendizaje. Por su lado, la educación presencial, en una buena institución, al estar a cargo, se asegura de brindar las mejores condiciones a los aprendices para aumentar la motivación, el rendimiento, la calidad y la interacción. De esta manera, pueden sacar el mayor provecho a los recursos disponibles en el aula de clase, que están diseñados precisamente para que el espacio se convierta en una experiencia inmersiva en el idioma.


Asimismo, el tiempo invertido es más provechoso y está cuidadosamente segmentado, siguiendo parámetros de enfoques educativos que permiten la distribución de actividades de acuerdo con las necesidades y las fortalezas de cada estudiante.


Finalmente, ambas modalidades, virtual y presencial, tienen sus fortalezas y debilidades. Si el aprendiz considera que puede controlar su tiempo y dedicarlo afectivamente al aprendizaje y, además, puede garantizar que su espacio de aprendizaje siempre va a ser el propicio, la metodología virtual puede llegar a ser una buena opción, teniendo en cuenta solamente estas variables, claro está. Sin embargo, esta tarea es complicada de lograr y la mayoría de estudiantes no cuentan con el conocimiento pedagógico necesario para llevarla a cabo. Por otro lado, la educación presencial tiene la ventaja de que estos aspectos ya están cubiertos por la institución, pues ya han sido analizados e incorporados en un programa debidamente estructurado, liberando al estudiante de esta planeación. Pero eso sí, la institución debe ser de alta calidad, porque solo de esta manera se puede garantizar que el tiempo y el espacio están siendo usados como verdaderas herramientas pedagógicas que motiven y lleven a los estudiantes a alcanzar su objetivo de hablar inglés.

40 vistas

es dificil aprender ingles

aprender ingles

aprender ingles dificil 

institutos de ingles

aprender ingles rapido

cursos de ingles

clases de ingles

academias de ingles

como aprender a hablar ingles

como aprender ingles rapido

donde aprender ingles en cali

2020 - Start Language Institute

  • cursos de ingles precios
  • donde aprender ingles